Get me outta here!

LA DANZA DE LOS SHACSHAS

El origen de esta danza lo encontramos en los Huallas, un señorío contemporáneo a los Coriyungas, Panataguas, Tapkas, Clarín Irca y Churtay Irca, que en un momento fueron aliados pero que mas adelante fueron anexados por los Incas, de la mano de Tupac Inca Yupanqui, para luego mas tarde ser sometidos por los españoles en el siglo XVI.

Durante la dominación española los Huallas, por su ubicación y lejanía de los grandes centros de dominación colonial se vieron afectadas en sus costumbres, y no resistieron a los embates del cristianismo, es así que los Huallas asimilaron la religión occidental, pero a su manera, este sincretismo religioso también lo asimiló su danza guerrera de los “Shacshas”.

Los “Shacshas” no perdieron su principal característica, muy conocida por ser guerreros, que en tiempos muy remotos eran muy temidos por los pueblos vecinos, muy importantes para defender la soberanía del pueblo, y según la tradición oral del pueblo vecino Coriyungas.

Su origen está en las tradiciones orales o los mitos, como es natural en todo pueblo del ande, este relato nos remonta a los tiempos del dominio Hualla en toda la región, teniendo como capital Huallapampa, ubicada en la parte norte del actual distrito de Aco, una zona muy fértil y estratégica par controlar las posibles invasiones de pueblos vecinos y además cuenta con dos lagunas capaces de irrigar todo el valle de Aco, por lo cual su control era indispensable. Pues, las tradiciones orales dan fe que, desde épocas lejanas en el Virreinato peruano, los Huallas veneraban a “San Pedro”, esta reunión de veneración lo realizaban la ultima semana del mes de Junio (29 de junio, día central) de cada año, este mes esta muy relacionado con las cosechas y le agradecían por la buena producción, es por ello que era una de las fiestas mas reconocidas de la región.

Para tal fiesta los lugareños se preparaban con mucho tiempo ,es en este sentido que las mujeres preparaban la chicha de jora que bebían los cansados trabajadores en la cosecha, así mismo era infaltable el “gro”, una mezcla de emoliente y cañazo, ideal para las noches frías, también bebían el “chinchivi”, siendo una mezcla de cañazo con chicha de jora.

Los Huallas tenían motivos para celebrar y rendirle honores a “San Pedro”, como ya se dijo por la buena producción de sus tierras, lo que era satisfactorio, pero lejos de los dominios de los Huallas se encontraban los Coriyungas, en un tiempo de crisis agrícola pues, sus tierras no producían, eminentemente por su ubicación a más de 3,200 m.s.n.m. La única explicación para los Coriyungas era “San Pedro”, considerado como el santo dador de cosechas, por consiguiente necesitaban de él.

Aquí se inicia la trama, los Coriyungas con su capital Corongo realizando la primera expedición en busca de “San Pedro” hacia Huallapampa, capital de los Huallas.Los Coriyungas llegan a Huallapampa, aprovechando que los Huallas están laborando en las cosechas, logran tomar como prisionero a “San Pedro”, lo envuelven en una manta y proceden llevárselo a Corongo, donde aguardaba su capilla recién construida.

Al día siguiente cuando los coronguinos salieron de sus casas, rumbo a la capilla de “San Pedro”, se dan con la amarga sorpresa de que el santo había desaparecido de su altar, la pregunta era obvia ¿Dónde esta? ¿Qué paso? … . Simplemente retornó a su hogar, Huallapampa; este hecho enardeció a los coronguinos y no esperaron más tiempo para iniciar otra expedición.

Como en las primeras expediciones los coronguinos tuvieron éxito, el santo nuevamente fue llevado a su capilla, pero esta vez fue atado con cadenas sujetadas en unos troncos pesados que yacían en el lugar, con esta medida los coronguinos estaban mas tranquilos, hubo festejos que se prolongaron hasta altas horas de la noche, muchos estaba bebiendo el acostumbrado cañazo, finalmente los coronguinos, ya cansados se fueron a descansar, cuando al día siguiente fueron a ver al santo, se dieron con la amarga sorpresa que la primera vez, esto colmará la paciencia de los coronguinos e iniciaran una expedición mas, esta vez mucho mas numerosa y fuerte, ayudados por danzantes “Panataguas”.

De estos acontecimientos los Huallas estaban enterados, la burla por la desgracia por los coronguinos era reinante en Huallapampa. Así mismo, esta vez estarán preparados si los coronguinos van nuevamente. Efectivamente ya los coronguinos estaban en marcha, ya en Huallapampa los esperaba los Huallas con sus danzarines “Shacshas”, el resentimiento de ambos pueblos era evidente y se enfrentaron en la batalla de Huallapampa, saliendo victoriosos los “Shacshas” y los coronguinos emprendieron la retirada.

Luego de que los coronguinos fueron expulsados, los Huallas se organizaron en grupos, uno de ellos era el encargado de vigilar la capilla de “San Pedro”, mientras tanto los demás se dedicarían a trabajar las tierras, pero como parecía que la victoria sobre los Coriyungas fue definitiva, se dedicaron a seguir celebrando y bebiendo su “chinchivi”, bebieron tanto que se quedaron dormidos los guardianes del santo.
Por otro lado, los coronguinos expulsados del territorio Hualla, fueron cobijados por los lugareños de Clarín Irca (otro de los pueblos sometidos por los Huallas), terminando en una alianza, quienes enviaron espías a Huallapampa, vieron que los guardias estaban bebidos y descansaban profundamente, informado a los coronguinos que estaban en el cerro Clarín. Entonces los coronguinos emprendieron la marcha a Huallapampa, notando que los guardias estaba durmiendo robaron a “San Pedro” y se lo llevaron a su capilla en Corongo, para no tener mas sorpresas los coronguinos decidieron vigilar al santo.

Mientras los coronguinos cuidaban a “San Pedro”, en Huallapampa cundía la tristeza, la amargura y la represalia contra los guardianes era evidente, los desafortunados guardias fueron desterrados a las partes bajas, conocidas como Succha, seguidamente organizaron un ejército de “Shacshas”, danzarines guerreros y marcharon a Corongo.

Los Huallas a su paso tuvieron que lidiar con los rebeldes de Clarín Irca aliados de los coronguinos, derrotándolos; continuando con su recorrido hasta Corongo. Los coronguinos observaban estupefactos desde su plaza, pues los Huallas con sus “Shacshas” al compás de los músicos, llamados Chirocos (quena y tambor) levantaban polvo al danzar, con gritos de furia que estremecían a los secuestradores de “San Pedro”, ya se encontraba muy cerca, la lucha era inevitable; los “Shacshas” con arengas que les daba mas confianza, ingresaron a la plaza de los coronguinos, empezando la lucha con porras y puños.

En medio de esta lucha los coronguinos sacaron en andas al santo para ponerlo a mejor recaudo, siendo aprovechado por los “Shacshas” para arrebatarle a “San Pedro”, entre el forcejeo por el control del anda uno de los coronguinos lanzó una porra hacia un “Shacsha”, pero el danzarín logró esquivar, terminando la porra en la cabeza de “San Pedro”, precipitadonse el santo de su anda y destruyéndose por completo. Ambos grupos quedaron anonadados de pronto no se escuchó más que el solo silbido de las aves, el silencio cundía en la plaza de Corongo.
Los guerreros “Shacshas” sin saber que hacer, aun desconcertados por la crueldad de los coronguinos atinaron a preparar la retirada y una voz susurró en medio de la consternación diciendo; ¡coronguinos mata San Pedro!, ¡coronguinos mata San Pedro!, ¡coronguinos mata San Pedro!.... Los coronguinos retornaron a sus hogares llevando consigo los heridos y la culpa de haber sido los autores de semejante crimen.

Por otro lado los “Shacsha” también emprendieron el retorno, en cada uno de ellos existía la incertidumbre cargada de profunda tristeza, horas después llegaron con sus heridos a Huallapampa; luego debían dar la noticia a los demás, curiosamente la producción agrícola se vio afectada por los insectos, temporadas de sequía, etc. lo cual fue atribuido por la muerte de “San Pedro”, esto empezaba a preocupar a los Huallas, pero cuando en una madrugada un grupo de campesinos se dirigieron al río a abrir una de las tomas del canal de regadío divisaron a un espíritu cubierto con una manta de de color marrón y un cordón de color blanco que lo llevaba en la cintura, se creyó que era “San Pedro” recogiendo sus pasos.

Estos hechos eran continuos, y se atinaba a pensar que era “San Pedro” que cuidaba a sus hijos, pero el supuesto espíritu no estaba solo, sino acompañado de otro, que si lograron reconocer, era “San Isidro” que los lugareños de Clarín Irca, empezaron a rendirle honores. Más adelante el misterioso espíritu fue reconocido y los Huallas se dieron con la sorpresa de que no era el asesinado santo, sino “San Francisco”.

El mencionado episodio ocurrió un 4 de octubre y desde aquel día se rinde honores a “San Francisco”, en una de las mejores fiestas de la región. Los Huallas dejaron Huallapampa, y se trasladaron al valle de Aco, los danzarines “Shacshas” se agruparon en dos mitades o dualidad, el barrio de “Chope” y “Succha”,ubicados en la parte norte y sur de la actual capital del Distrito de Aco respectivamente.

Por consiguiente, la danza de los “Shacshas”, esta muy relacionado con la fiesta de “San Francisco”, el santo patrón de Aco y forma parte de la identidad aquina. En cuanto a su vestimenta o disfraz, el danzarín lleva en la cabeza una larga peluca abundante y desgreñada, el saco y los pantalones son de una tela conocida como pana, en el saco llevan sus respectivos nombres, así como espejos en la peluca y el saco, en las pantorrillas llevan una sarta de semillas tostadas, que al contacto durante la danza, producen el sonido; “shac”, “shac”, “shac”, “shac”, en esta onomatopeya estaría el origen del nombre de los “Shachas”.
(Texto extraido del Blog "Aco, tierra querida de los Shacshas" de Willy Pinedo Acero)
Aqui tienen otro artículo interesante, dice asi:

"Esta danza se originó en la bella campiña de Shacsha (Yungay, Perú), pueblo que desapareció con el alud del 10 de enero de 1962. El historiador Ancashino Dr. Julio Olivera Oré, radicado en Boston USA, nos dice que “En la epoca pre-inca, los originarios habitantes varones de Shacsha eran altos, fuertes, llevaban con orgullo su cabellera lacia y larga hasta la nuca y una vestimenta multicolor características que trasladaron a su danza que los hizo conocidos en la región con el nombre de SHAQAPA TUSHUCOJ, el mismo que actualmente se denomina "Danza de los Shaqapas", "Shajapas", "Shacapas" o simplemente "Shacshas" por su origen... pueden leer el articulo completo haciendo click aqui

5 comentarios:

Anónimo dijo...

,"Hablar de los grandes guerreros de la Danza o Shacshas,Es hablar como del ser que mas quieres;y es la fuerza del espiritu que ha ensen~ado a muchas personas a superar sus dificultades y a disfrutar de una vida mas dichosa y plena, no importa cual sea nuestro credo o falta de credo,en esta sabia cultura que implantaron los antepasados de estas ricas tierras,esto nos ayudara a reconocer que el espiritu es la parte de Dios que hay en nosotros y revela las claves para acceder a esa fuente de inspiracion.para actuar como actuamos;como en casi todo los asuntos humanos la armonia es la consecuencia de un mal entendido,en union;este mal entendido es la convivencia o el egoismo del vecino;en ese entonces habrian personas que no hacian llen~a,ni prestaban su hacha;atribuido a una Invidia:Ese mal actitud se debe cortar ya,El que prescribe podria ser uno de los bisnieto o tataranieto de uno de los guardianes quienes fueron desterrodas en la parte baja llamado succha,ya que mis bisabuelo y abuelo eran de alli"1,880 y 1,901 ademas de paloseco,se sabe que en estos lugares solo existian pocas viviendas no mas de 5 o 6 familias;y con mis 3 an~itos pude ver a mi abuelo en presentacion de gala con un atuendo de lujo,desgastado por el uso quisas pero con unos adornos de hilo de oro original,El no solo bailaba Danza,tambien Panatahua,Inka,el chunchu"anti" recuerdo claramente su vistimentas,este ultimo tradicional baile ya no existe"gracias papache"por la ensen~anza de esta cultura-la tradicion sigue en pie y con fuerza para reincorporar a mas generacion de esta decada"Danza Guerrera"y que viva los pueblos de esta region unidos todos,y que viva el barrio de Succha -unidos todos siempre adelante;y el mejor chiroquero mi promo "cabo" que sigan difundiendo lo nuestro ,gracias al promotor de esta pagina para seguir y promover mas Danzas y shacshas;Ancash tiene una inmencidad de multicolores de baile tipicos ,pero que solo no podemos salir a trinfar ;de todo corazon gracias Corongo ."SG"Goodbye./

Anónimo dijo...

ammm gracias x la informacion me sirvio de ayuda

Anónimo dijo...

es un baile muy movido k les encanta a todas las jentes del peru

Anónimo dijo...

umm muchas gracias me servio de mucha información


Shajshas de Corongo dijo...

Hablar de los Shajshas en Corongo no solo es referirse a una danza sino al vestigio cultural más primigenio que tiene nuestra querida tierra.
Los Shajshas encierran el carácter indomable de nuestra gente y su fuerza para salir adelante a pesar de las adversidades.
Los Shajshas marcan el origen de nuestra cultura y su importancia ha sido relegada casi hasta el olvido. A pesar de todo ha sobrevivido al proceso de sincretismo cultural que ha sufrido nuestro pueblo manteniendo su originalidad tanto en su estilo, su vestuario y su música.
ES hora que nos pongamos las pilas para su preservación y difusión cultural.